martes, 25 de marzo de 2008

Ocuparse vs. Pre-ocuparse

Tener a un niño que requiere mucha atención es algo muy cansado. Si a esto le sumas la continua incertidumbre sobre si aparecerán nuevas lesiones o cómo evolucionarán las ya existentes, hay dias que uno tiene la sensación que no va a tener fuerzas para sacarlo adelante.

La manera mejor para no desfallecer que he encontrado es "ocuparse" en lugar de "pre-ocuparse": Intentaré explicarme con el ejemplo: De nada vale preocuparse por lo que nos dirá el oftalmólogo la semana que viene. Hoy lo que toca es ir a logopedia a las 3:45 y aprovechar que tengo la mañana libre para jugar con ella. Si me estoy comiendo la cabeza con lo que nos dirá el oftalmólogo y lo que tendremos que hacer si las pruebas salen mal y lo complicado que se puede poner el asunto... al final lo único que conseguiré es pasar un día angustiado, no jugar con mi niña y no aprender nada en logopedia.

Conclusión: Cada día tiene su afán y mañana ya veremos por donde amanece.


Escrito el 13/02/2008 23:19

3 comentarios:

  1. Efectivamente, como decía E.Granda, bástale a cada día su afán, y también, el día de mañana nadie lo ha visto jamás

    Escrito por Abuelo 14/02/2008 22:53

    ResponderEliminar
  2. Hola E. Granda. Estoy muy de acuerdo con tu mensaje y quisiera mostrarte mi apoyo.
    Gracias.
    María

    Escrito por María Vidal-Quadras de la Rosa 19/02/2008 16:43

    ResponderEliminar
  3. Que razón tienes Pedro yo ahora intento ocuparme.Mentxu

    ResponderEliminar

Tambien puedes ponerte en contacto con nosotros en las direcciones de correo anagonzalezpastor@gmail.com o pedromartinezdiaz@gmail.com
Los comentarios están moderados para evitar spam. En cuanto revisemos tu comentario será publicado.